A veces no queremos comer un pastel, porque de una rebanada, terminaremos comiendo varias más, sin embargo, hay una opción que sigue siendo deliciosa y que llenará tus expectativas de sabor, el cupcake.

El cupcake es también conocido como patty cake o fairy cake, que es un pequeño pastelito individual, que se cocina en moldes que se parecen a los empleados en la elaboración de muffins o magdalenas.

Antes de que existieran moldes, se hacían en tazones, cazuelas de barro, dándole significado a su nombre en inglés cupcake.

¿Cómo se hace un cupcake?

La receta es similar a la de un pastel: mantequilla, harina, levadura, huevos y azúcar. Por su reducido tamaño, cuenta con una cocción mucho más rápida que la de una tarta común.

La decoración habitual es colocar crema de mantequilla a la que se le añade color y sabor para lograr que el cupcake sea más vistoso y apetecible.

El cupcake es un postre que puede realizarse en diversas combinaciones para fiestas infantiles, cumpleaños y también para degustar con un delicioso café.


Artículo creado con información de elgourmet.com.